T. 948 229 621 · info@proginsa.com
Facebook Proginsa Twitter Proginsa Youtube Proginsa Instagram Proginsa
}
Los pilares del confort interior de la vivienda



12 junio 2020·Construcción

Los pilares de la calidad de una vivienda también tienen mucho que ver con el confort interior del que disfrutan los habitantes de una casa. Es un factor más que se añade a otros como los aislamientos, la concepción de las terrazas o la luminosidad, tal como estamos exponiendo en la serie de artículos dedicados a la calidad del hogar.

A la hora de hablar del bienestar, en cuya vertiente psicológica también influyen todos los aspectos citados, hay que detenerse en las instalaciones y equipamientos que ayudan a gestionar el ambiente interior de la casa. No hay nada menos agradable que una vivienda en la que no podemos disfrutar de un clima estable a lo largo de todo el año, donde resulta imposible ajustar la calefacción o el agua caliente a la temperatura adecuada, o en la que la falta de ventilación puede fomentar una atmósfera irrespirable y favorecer la aparición de humedades y mohos.

Cualquiera diría que estas deficiencias están hoy completamente superadas, pero la realidad es que todavía son una asignatura pendiente en muchas viviendas. No obstante, en las nuevas edificaciones sí se han adoptado de forma general los criterios de calidad para crear un ambiente interior confortable y saludable. Aun así, a la hora de comprar una casa, resulta muy recomendable comprobar si efectivamente se incluyen las instalaciones fundamentales.

La importancia de la calefacción

Quizá el equipamiento al que damos más importancia es el de la calefacción. Queremos un sistema que proporcione confort en todas las estancias y que, por tanto, nos permita un control individual de la temperatura de cada habitación y la programacion horaria de encendido/apagado del sistema. Así contribuiremos también al ahorro de energía, ya que la instalación debe funcionar según la ocupación de la casa. En este ámbito, uno de los cambios principales que se está produciendo es la sustitución de los tradicionales radiadores por calefacción por suelo radiante.

Este sistema ofrece la indudable ventaja de una mejor distribución del calor por toda la superficie de la vivienda, además de que la emisión es más agradable para las personas. Por otra parte, brinda la posibilidad de contar con calor en invierno y refrescamiento en verano, según el tipo de instalación por la que se opte. Su eficiencia le capacita para cubrir las necesidades térmicas con un bajo consumo, con lo que se obtiene también un ahorro energético superior. Asimismo, la ausencia de radiadores permite disponer de estancias más amplias y facilita el amueblamiento.

Calefacción tradicional frente a suelo radiante

Como fuente de generación de calor, también es importante que se cuente con una instalación de alto rendimiento y bajo consumo, como las calderas de condensación individuales o los equipos de aerotermia/bomba de calor, como los que se han colocado en la promoción Puerta de Lezkairu.

Otro de los apartados que influye en la calidad del ambiente interior es el de la ventilación. Comienza a ser habitual la instalación de sistemas de ventilación mecánica que permiten una circulación y renovación constante del aire en la vivienda. Si a ello se añaden dispositivos como el recuperador de calor, del que hablamos en un artículo anterior, el confort se incrementa porque se logra mantener una temperatura estable a lo largo de todo del año, al margen del uso discrecional de la calefacción. Se incluye entre el equipamiento de la promoción Altum Lezkairu.

Con estos equipos se logra asimismo que mejore la pureza del aire de la vivienda, ya que a través de la ventilación mecánica se extrae el aire viciado de la casa y se introduce aire renovado del exterior, que a la vez es saneado mediante procesos de filtrado.

De forma indirecta, pero no por ello menos importante, influyen elementos pasivos como los aislamientos de fachada y muros interiores, los acristalamientos dobles o triples y la distribución de la vivienda, que tenga en cuenta la ubicación del inmueble y las diferentes zonas de uso de la casa, tal como hemos contado en otros artículos.

En general, con esta serie de contenidos sobre la calidad de la vivienda hemos querido llamar la atención sobre la importancia de valorar bien todos los elementos de casa antes de tomar una decisión. Evidentemente, la ubicación, el precio y los gustos estéticos son factores de relevancia, pero los apartados técnicos son tanto o más fundamentales para el día a día y en el largo plazo.

Por eso, si solicitas más información sobre cualquiera de las promociones gestionadas por Proginsa, te proporcionaremos todos los detalles sobre la calidad de las viviendas, lo que se ve y lo que no se ve. Estaremos encantados de atenderte en el teléfono 948229621 o a través de la sección de viviendas de la web.